Informe Contacto Extraterrestre Diario de Tres Arroyos

Nota realizada en el diario "El Periodista" de Tres Arroyos que narra sobre la actividad de los hechos relacionados al Contacto Extraterrestre en la zona. Podremos ver los comentarios de Dante Franch y otros referentes en la temática.

Link Oficial:
Click Aquí

TRAS LA APARICION DE NAVES EN LA REGION, ASEGURAN QUE EL FENOMENO OVNI VINO PARA QUEDARSE

Invasión Extraterrestre

Distintas personas aseguraron, en los últimos días, haber avistado ovnis y observado presencia extraterrestre en la región de Tres Arroyos. La data renueva el interés, pero no constituye una novedad: las "visitas marcianas" tienen largos antecedentes en la ciudad, según indagó este periódico que, además, habló con dos estudiosos locales del tema y un especialista. Oscar Piloni, fundador del desaparecido Centro de Estudios Especiales (CEETA), manifestó que "hay una intención deliberada de ocultar información"; Mario Vaini indicó que los extraterrestres quieren tomar contacto y "tenemos que estar preparados para recibirlos"; en tanto Dante Franch, especialista nacional, aseguró que los ovnis "van a volver" y sugirió armar un grupo e intentar relacionarse. "Enanitos verdes", en un informe especial de "El Periodista"

En algo coinciden todos los que han atravesado la experiencia de avistar un ovni o, más aún, encontrarse cara a cara con seres de origen desconocido: es imposible permanecer indiferente. Las reacciones, en cambio, parecen orientarse en distintos sentidos: algunos abrazan con pasión la investigación sobre objetos no identificados, uniendo quizá este interés con alguno anterior enfocado hacia la ciencia o los fenómenos paranormales. Otros, pasada la sorpresa y hasta el temor inicial, atesoran el momento como algo único.

Lo cierto es que estos avistajes han vuelto a hacerse cada vez más frecuentes en esta zona, especialmente hacia el sector rural y en cercanías de espejos de agua. Y se habla en principio de un regreso porque ya hubo, en otras épocas, numerosos antecedentes similares. Y según los especialistas, la ubicación de esta región en una especie de corredor de circulación de naves extraterrestres dará todavía más posibilidades de observación de fenómenos parecidos.

Los interesados en el tema tienen sus explicaciones para ofrecer en torno al acercamiento de objetos voladores no identificados a la periferia de Tres Arroyos, que "El Periodista" compartirá con sus lectores en el desarrollo de este informe. Y también asumen una postura en torno a las reacciones que estas apariciones suscitan. Tanto Dante Franch, uno de los investigadores argentinos más conocidos en la actualidad; como Osvaldo Piloni, fundador del ya desaparecido CEETA (Centro de Estudios Especiales de Tres Arroyos) y Mario Vaini, dos referentes del tema en esta ciudad, coinciden en que el ocultamiento sistemático, la consecuente falta de conocimiento popular y, por ende, el temor, no ayudan a que la gente comprenda qué razones mueven estas visitas.

Ilustración de Hugo Costanzo

Experiencias recientes

Luis Bracamonte y Osvaldo Orellano, dos efectivos policiales que prestan servicio en la localidad de Oriente, patrullaban la zona rural cercana al paraje Irene cuando tuvieron una experiencia que los marcó.

Cerca de la 1.30 de la madrugada, Orellano hacía un reconocimiento a pie en un campo mientras su compañero permanecía en el móvil. De pronto, una luz blanca en movimiento, en principio pequeña, pero que al acercarse cobró la dimensión de una camioneta, según el relato de Bracamonte, lo distrajo pero no llegó a sorprenderlo del todo, hasta que a pocos metros creyó advertir una presencia. Pensó en un perro, pero alcanzó a distinguir sin posibilidad de confusión un hombrecito verde, de poco menos de un metro de estatura, con ojos grises y saltones. Cuando volvió a dirigir su vista a lo que a esa altura ya creía una nave, observó la presencia de otros tres, uno más robusto que el resto.

Orellano, desde el campo, pudo corroborar que la visión de su compañero no era una fantasía. Desde el interior de la camioneta, Bracamonte quiso llamarlo por el celular pero no pudo: quedó paralizado. Al grito de ¿qué pasa?, las figuras desaparecieron en el interior del objeto que emprendió vuelo, produciendo un ruido atronador y dejando tras de sí una estela luminosa y varias preguntas en la mente de los policías.

Esa madrugada, otro efectivo y vecinos que viajaban por la ruta 3 coincidieron en el avistaje de una intensa luz blanca. Y hay quienes aseguran que el trueno que despidió la nave también se escuchó en Oriente.

Unas semanas antes, el 17 de octubre pasado, una chica de 12 años fotografiaba el cielo sobre la laguna de Norrild - también cerca de Oriente-, con su cámara digital atraída por luminiscencias que, más tarde, llamaron la atención de su padre. En las imágenes, pudo observarse claramente la presencia de figuras semejantes a naves.

El propio Dante Franch, investigador del fenómeno ovni, las publica en su sitio en Internet (www.dantefranch.com.ar) junto a los numerosos recortes de prensa generados por los avistajes en esta zona.

Antecedentes

Las experiencias de tresarroyenses con objetos voladores no identificados tienen décadas de existencia y, mientras que en algunos casos han frecuentado los medios de comunicación, en otros se han mantenido en el recuerdo de quien las vivió y quizá apenas su entorno.

- Un caso paradigmático fue el de la abducción de Ventura Maceira, un hombre que vivió por años en un humilde rancho detrás del Parque Cabañas. A Ventura, los extraterrestres lo llevaron en su nave, lo devolvieron tras un viaje espacial en el que además de analizarlo lo curaron de algunos problemas de salud y, según su propio relato, cada tanto volvían y le traían ropa y zapatos como obsequio. Maceira dijo haber recorrido en aquella oportunidad un lugar sin muchas diferencias con la Tierra, pero con una impactante presencia de tecnología.

- Cerca del paraje La Horqueta, en otro de los episodios curiosos, un hombre viajaba solo por la zona rural cuando lo sorprendió un intenso ardor en el rostro. A esta situación anómala se debe agregar que el hombre perdió el conocimiento, pero cuando lo recobró, además de tener el rostro parcialmente quemado, había viajado desde cercanías de La Horqueta hasta la ciudad de Tres Arroyos en pocos minutos. Un misterio inexplicable.

- Hace casi 20 años, un aficionado a la fotografía caminaba por las calles cuando decidió tomar una imagen del sol. Cuando reveló la toma, descubrió la presencia de un disco blanco, un círculo perfecto que aparecía al lado del sol; una presencia que no advirtió cuando capturó la foto y que persistió en aquel lugar aún cuando llegó a mandar el negativo a Buenos Aires para efectuar otra copia.

- Cerca del cementerio, un pibe que paseaba con su perro avistó una extraña nave que parecía abastecerse de energía en una torre de alta tensión ubicada en el lugar. Cuando se acercó con la mascota, un ser que bajó del objeto volador le disparó rayos con un arma y terminó por matar al perro. Días después, el chico y sus allegados descubrieron que el cadáver no sólo no se descomponía, sino que parecía como momificado. Al parecer, tiempo después, el adolescente tuvo más contactos con seres desconocidos, que incluso lo llevaron a un lugar de casas redondas. Pero la rápida circulación de la atractiva y misteriosa historia motivó largas peregrinaciones a la zona del cementerio en busca de los extraterrestres, razón demás, según los investigadores, para que éstos no volvieran a aparecer. Hasta ahora.

SEGUN VAINI, LOS EXTRATERRESTRES QUIEREN TOMAR CONTACTO

"Tenemos que estar preparados para recibirlos"

El estilista tresarroyense Mario Vaini investiga desde hace tiempo el fenómeno ovni y pocos días después del episodio vivido por los policías de Oriente, recibió en su peluquería una muestra de pasto quemado por la presencia de la nave en cuestión. Lo relató a "El Periodista" y también lo compartió con Dante Franch, en una entrevista que éste último le realizara para su programa de radio "Encuentro cósmico".

"Parece reseco por el sol, y sobre esas muestras se podría observar si hay algún tipo de radiación o magnetismo. Lo ideal sería analizar la tierra", sostuvo Vaini, a quien Franch aconsejó recoger también muestras de este elemento de la zona.
El estilista también recordó haber visto, pocos días después de la experiencia de los uniformados, una esfera luminosa suspendida en el aire que, a alta velocidad, se desplazó luego hacia el mar. "Era un poquito más grande que una estrella", describió.

Para Vaini, luego de un tiempo en que no se detectaba la presencia de ovnis en esta zona, es evidente que la proliferación de los últimos días obedece a un intento de contacto. Franch coincidió con esa apreciación. En este sentido, el peluquero recibió del investigador la sugerencia de reunir un grupo de personas afines e interesadas en el tema, para que, con pautas suministradas por Franch, puedan trasladarse a un lugar especialmente elegido e intentar alguna comunicación telepática o mantener "una experiencia de acercamiento importante".

Mario Vaini no dudó en expresar a "El Periodista" la preocupación que le producen las reacciones temerarias de quienes se enfrentan con este tipo de experiencias. "El policía tendió a agarrar su arma reglamentaria; la gente tiene miedo, cuando estos encuentros se deben esperar en paz y armonía. Pero es evidente que ocultar lo que se sabe sobre estas cuestiones no ayuda. Porque es fundamental que estemos preparados. Tenemos que estar preparados para recibirlos, y tener claro que si sus intenciones fueran las de destruir, son tan avanzados que de nosotros ya no quedaría nada", aseguró.

Vaini: "La gente tiene miedo, cuando estos encuentros se deben esperar en paz y armonía"

LOS OVNIS "VAN A VOLVER", ASEGURO DANTE FRANCH

"Sugiero que se junten en grupo e intenten un contacto"

En 1985, Dante Franch comenzó a estudiar todo lo relacionado con la presencia extraterrestre. Fue dos años después que, atraído cada vez más por estos temas, se abocó de lleno a la investigación y hoy comparte cartel en la opinión pública con otros avezados conocedores del fenómeno ovni como el propio Fabio Zerpa. Franch tiene su programa de radio, su página de Internet y ofrece charlas sobre la cuestión en distintos puntos del país y del exterior.

Era apenas un niño cuando tuvo su primer avistaje. "Estaba en un campamento a orillas del lago Perito Moreno. Tenía 9 años. Eramos unos 200 chicos, cuando en plena noche estrellada apareció en el cielo una luz anaranjada, muy brillante, que bajó en una inclinación de unos 35 grados hacia donde estaba el grupo. Todos huyeron menos yo, que me quedé sentado mirando cómo la luz giraba en ángulo recto hacia mi derecha y se introducía en un bosque, en cuyo centro bajó. Por supuesto quise dirigirme hacia ese lugar, y quienes nos cuidaban me lo impidieron", recordó, entrevistado por "El Periodista".

"Un celador me levantó, me cargó al hombro y me metió de nuevo en la carpa. Pero esa experiencia me marcó la vida, y me permitió crecer sobre este tema de otra manera. Yo sabía que la vida extraterrestre existía, porque la había visto", advirtió.

Percepciones

Desde pequeño, Dante tuvo una particular percepción que definió "extrasensorial". "Desde la plaza, veía en mi cabeza cuando mis tías llegaban a mi casa con tortas. En la secundaria, captaba las bolillas que iban a sacar en los exámenes", recordó.

A los 30 años su esfuerzo estaba orientado a tratar de entender por qué tenía estas percepciones, mientras trabajaba en la construcción y la electricidad. "Caminaba una noche por la avenida Corrientes, en pleno centro porteño, y le pedí a Dios que me ayudara a entender qué tenía que hacer con esto que me pasaba. Hasta que me topé con la Universidad del Salvador y un curso de parapsicología que dictaba el jesuita (Enrique) Novillo Paulí. Lo hice, y desde ese momento comencé a profundizar en esos temas", evocó.

En 1984, y en el marco de estos fenómenos que ocurrían con su mente, Franch comenzó a sentir que tenía que trasladarse a la Península Valdés. "Ya antes de esto había tenido oportunidad de ver platos voladores, metálicos, con pequeñas ventanas, que seguían acercándose a mí sin que supiera claramente para qué. Pero mi cabeza me decía que tenía que estar en Puerto Pirámide, entonces planeo un viaje y finalmente lo tengo que posponer por razones de trabajo. Cuando decido aplazarlo, tres días antes, ese llamado se interrumpe", puntualizó.

Hasta que un año después recibe una señal similar "desde Capilla del Monte, del cerro Uritorco. Voy al lugar en junio, con cuatro personas, a la zona de los terrones en el cerro Pajarillo, y allí tengo la oportunidad de ver una esfera de color naranja que se movía hacia otro objeto opaco, en forma de campana. Desde allí, me lanzan un haz de luz anaranjado a mi frente y escucho una voz que me dice que estaba siendo preparado, que ellos venían en son de paz y que no querían hacernos daño, y me piden que me prepara para ser difusor de esa idea", relató Franch. Más tarde tendría nuevos avistajes y contactos, ya en grupos de varias personas (hasta 40) e incluso en enero de 1986, una nave se acercó a su grupo, acompañada por otros diez o quince objetos similares pero más pequeños, y desde allí le transmitieron que "el hombre debe ver para creer, aquí tiene la prueba, difúndala".

Zona de encuentros

Según el investigador, los avistajes y encuentros con naves extraterrestres e incluso los seres que las tripulan son cada vez más frecuentes en todo el mundo, y la Argentina no puede ser la excepción. "Hay muchos en Córdoba, hasta Gastón Pauls filmó una nave en Capilla del Monte. Hay lugares donde los avistamientos se producen muy seguido, como en Victoria, Entre Ríos, donde las naves entran y salen de las lagunas; en Jujuy, en Tierra del Fuego, en muchísimos sitios", apuntó.
Mientras tanto, en la zona de Tres Arroyos y localidades vecinas, existen según Dante Franch "vectores gravitatorios por los que estas naves se acercan, y por eso se producen avistamientos o encuentros como el caso de los policías, en los cuales se producen circunstancias similares tales como resplandores o estruendos", explicó.

En este aspecto, el estudioso advirtió que estas presencias registradas tanto en Irene por los policías, como en la laguna de Norrild, donde una adolescente fotografió presuntas naves, suelen permanecer por un tiempo en la misma zona donde se produjo su aparición. "Van a volver. Por eso les sugiero que se junten en un grupo las personas que estén interesadas y, con ciertas pautas, intenten un contacto. Porque lo van a conseguir. Lo que quieren ellos es contactarse", aseguró Franch.

Buenas intenciones

De acuerdo a las investigaciones del especialista, los acercamientos extraterrestres se producen de manera gradual o paulatina, "para crear un estado de conciencia, para que sepamos que no nos van a comer ni invadir. Ellos tienen la simple intención de investigar nuestra naturaleza. La vida humana es inteligente, creativa, expansiva. Por eso los atraemos. Y eligen personas de bien, no es casual que sean policías, que estaban armados y en una zona sin interferencias. Buscan crear conciencia en las buenas personas, y también en la forma en que eligen presentarse nos dejan un mensaje. Esos policías estaban solos, en el medio del campo, a la buena de Dios. Si querían dañarlos lo hubieran hecho. Pero es imprescindible no tener miedo: cuando Bracamonte quiere discar un número de celular, toma el arma y la coloca a su derecha sobre el asiento y queda paralizado. Si nos ponemos agresivos, pueden paralizarnos. Pero el de ellos es un acercamiento pacífico", advirtió Dante Franch.

Finalmente, el estudioso concluyó que la presencia extraterrestre no es más que una observación "desde la impotencia, porque no pueden intervenir en un mundo que se destruye. Lo hacen dentro de un plan cósmico, inteligente y divino también, porque lo que pretenden es ayudarnos a cambiar el mundo desde los aciertos y los errores. El planeta tierra está siendo socavado desde sus cimientos, y por eso es obvio que ellos no nos harán daño más que el que nosotros mismos nos hacemos".

"El hombre debe ver para creer, aquí tiene la prueba, difúndanla", dice Franch que le transmitieron desde una nave en enero de 1986

OSVALDO PILONI, FUNDADOR DEL DESAPARECIDO "CEETA"

"Hay una intención deliberada de ocultar información"

Hace pocos días, tuvo su última experiencia de avistaje alertado por su hija de la presencia de luces extrañas en el cielo, cerca de la medianoche, similares a las fotografiadas en la laguna de Norrild. Pero Osvaldo Piloni descubrió su profundo interés por todo lo relacionado con los objetos voladores no identificados cuando era muy joven, mientras esperaba un colectivo en Lanús, donde vivía.

"A esta zona llegan con mucha frecuencia, porque circulan por una suerte de corredor, que surge aproximadamente en Tierra del Fuego, recorre el sur del país hasta Bahía Blanca, pasa por Tres Arroyos, Necochea, Mar del Plata y desde allí rumbo al norte. Esto está orientado por una serie de leyes descubiertas por el investigador Aimé Michel, denominadas de ortotecnia, que las detectó observando los registros de los recorridos descriptos por los ovnis durante muchos años", explicó Osvaldo.
Su primer avistaje, y el que le despertó una curiosidad y una pasión que sigue alimentando hoy con sus lecturas sobre el tema, fue en una parada de colectivos en Lanús, en 1952. "En ese año me recibí de técnico electromecánico nacional. Lo recuerdo bien, hacía frío, sería junio o julio y yo había dado un examen bastante complejo. La Escuela Industrial estaba del otro lado de la estación de ferrocarril de Lanús, y allí cerca, las paradas de todas las líneas de colectivos, en el lado opuesto. Cuando llego a la parada de la línea que me llevaba a mi casa, un lugar muy iluminado, todavía seguía pensando si había respondido bien al examen. Me puse a revisar mi carpeta, pensando únicamente en eso, y en la parada había una pareja. En un momento, la chica le pregunta al muchacho si estaba viendo eso que ella veía. El le contesta que sí. Yo miré a mí alrededor, esperando encontrar algún accidente. Pero la vista de ellos se dirigía al cielo. Cuando hice lo mismo, me encontré con un disco celeste, aproximadamente a unos 1000 metros de altura, aunque es muy difícil precisarlo de noche. Tenía una aureola de color rojo y destellos amarillos, se movía muy lentamente y en décimas de segundo desapareció de nuestra vista en dirección al Río de la Plata. En esa época se conocía muy poco sobre ovnis, salvo unas pocas noticias perdidas sobre el caso Rosswell y el Area 51, pero yo no les había dado importancia. Desde ese momento, empecé a estudiar el tema", recordó.

Cuando se trasladó a Tres Arroyos, Piloni cofundó, junto a otro vecino interesado en el fenómeno ovni, Pedro Pavón, el Centro de Estudios Especiales de Tres Arroyos (CEETA), que se reunió por varios años a intercambiar datos e impresiones sobre la cuestión. "Ahora sólo quedamos casos aislados, como Mario Vaini, yo, que cada tanto podemos conversar sobre todo esto. Pero en su momento estuvimos varias veces en la radio, dimos charlas, pudimos difundir lo que sabíamos. Hoy, el ocultamiento deliberado que existe de la información científica que se posee en torno a presencias extraterrestres hace que la gente tenga temor, o bien piense que nosotros estamos locos", expresó.

Omnipresentes

Para Osvaldo Piloni, las visitas de naves de otros mundos a la Tierra data de "miles de años. Hay innumerables pruebas de eso en las pinturas rupestres, en las ciclópeas ruinas de Tiahuanaco en Perú, en México con los mayas…Las ruinas que quedaron de esas civilizaciones, y los sorprendentes hallazgos de los españoles cuando vinieron a conquistar América -que ya había sido descubierta muchísimo antes-, indican que estos pueblos construyeron y se construyeron a sí mismos con aportes muy evolucionados. Los cronistas de Indias lo dicen: se encontraron con un desarrollo intelectual y técnico muy elevado", aseguró.

"Mucha gente desconoce el dato de que cuando Colón decidió emprender el viaje a América, llegan a sus manos unos mapas que por entonces tenían 7000 años de antigüedad. Pero curiosamente, el perfil del continente estaba perfectamente indicado. Todos los accidentes geográficos, hasta la Antártida, estaban allí, en estos mapas que luego se hicieron conocidos de la mano del almirante y cartógrafo turco Piri Reis. Pero Piri Reis hizo algunos mapas, el resto, según lo declaró uno de los pilotos de Colón, no se sabe de dónde salieron…Y aquí viene lo interesante: cuando unos investigadores norteamericanos estudian los mapas en proyección tridimensional, se encuentran con un mapamundi perfecto. Según los estudiosos, estos mapas, sin ninguna probabilidad de error, fueron hechos desde el aire", advirtió Piloni.

Ocultar para reinar

El entrevistado sostuvo entonces, en torno a todos estos datos históricos, que es evidente la existencia de una enorme corriente de ocultamiento de conocimientos científicos y técnicos sobre el tema. "Hay que prestar atención a la postura de los educadores, por ejemplo, para quienes todo esto son hechos anecdóticos. No nos han preparado convenientemente para tener acceso a muchísimo conocimiento. Esta hermeticidad se generalizó en principio por intereses de la Iglesia, y también por intereses políticos y económicos. Pero hay ejemplos de estas intenciones mucho antes. El emperador Asoka, que reinó en la India desde el año 273 antes de Cristo, creó la Sociedad de los Nueve Desconocidos cuya función era garantizar que los conocimientos científicos y técnicos que se poseían no llegaran a hacerse públicos. El fin, como es obvio, era lograr una hegemonía sobre los ignorantes. Lo mismo ocurre ahora con Estados Unidos, que no quiere que el resto del mundo tenga bombas atómicas, aún cuando ellos las tienen. Si otros están en disposición de esa tecnología, se produce un equilibrio que torna difuso al poder. A la Iglesia le ocurre algo parecido, más allá de que no tengo nada en contra de la religión íntima y sincera, porque es una necesidad del hombre. Pero si todo esto se supiera, se derrumbaría una estantería construida pacientemente durante miles de años", advirtió.

"Nuestros padres"

Piloni no tiene dudas acerca de que estos seres de otros mundos son, en realidad, nuestros antecesores. "Son, de alguna manera, nuestros padres. Es evidente que poseen un conocimiento técnico y un grado de desarrollo enormes, como los que se necesitan para planificar la naturaleza y la vida de la manera tan perfecta que lo han hecho. Pero resulta difícil de entender que la gente no dude en que los Estados Unidos mandan esporas y semillitas a Marte y cada tanto va una expedición para ver qué está pasando, y sin embargo se resistan a creer que desde otros lugares se esté haciendo lo mismo con la Tierra. Afortunadamente, la catedral de la física, que es la madre de todas las ciencias, está construyendo paredes de cristal, y la gente se puede acercar cada vez más a verdaderos conocimientos que van más allá de lo que aprendimos en las escuelas", sostuvo.

Finalmente, el estudioso admitió que las actitudes que suelen adoptar los hombres en torno a estas cuestiones son "muy habituales, siempre tendemos a considerarnos el epifenómeno, el centro del universo. Esto, sumado a la falta de conocimiento, hace que no estemos preparados para los encuentros con estos seres. La aparición de estos temas en los medios, el interés que muestran algunos periodistas en indagar, puede ayudar a que el ocultamiento y el desconocimiento se terminen", concluyó.

Piloni: "El ocultamiento deliberado de la información sobre presencias extraterrestres hace que la gente tenga temor, o piense que nosotros estamos locos"


Auspiciantes
Estudio Jurídico Barraza
Auspiciantes
Auspiciantes
Meditación Crística Solar Descargar audio Pedido de Luz

eMail: dantefranch@hotmail.com
Facebook: Encuentro Cósmico
Twitter: @dantefranch

Copyright © 2017 por Dante Franch - Todos los derechos reservados